sábado, 3 de julio de 2010

Un escenario a mi medida



Me gusta imaginar que mi salón tiene una pared así, un fondo que parece un suelo, dos lámparas que dan simetría a la escena y una cabeza de Buda para llenar de espiritualidad la estancia.

Escucho también la música que emana desde algún rincón escondido y discreto. Quizás en la habitación contigua Pau Casals y Rostropóvich han decidido volver desde su cielo para hacerme un regalo, para dar forma a mi paraíso con su Cello.

Hay veces en las que creo que algunos ángeles pasean cada día a mi lado.

7 comentarios:

PIER BIONNIVELLS dijo...

Que ambiente más agradable acogedor y perfecto.. me gusta mucho.
Y si .. los angeles estan siempre a tu lado.. no lo olvides.

Buen finde.
abrazos.

De cenizas dijo...

Comparto tus gustos... lo de los ángeles... ¿por qué no?


besos

dintel dijo...

Da gusto un salon asi. Lo quiero.

moderato_Dos_josef dijo...

Me gusta la pared de ese salón...
Besos.

Belén dijo...

Y tanto que si, querida... Lo de que pau esté en la habitación de al lado me ha llegado al alma...

Besicos

jordicine dijo...

Eso es bueno. Imaginar. Y si se cumple mejor. El saloncito es precioso, por cierto. Un beso, Jeanne.

இலை Bohemia இலை dijo...

Sin duda muy acogedor...

Blog Widget by LinkWithin